recetas con requeson

¿Es bueno incluir el requesón en la dieta?

El pollo a la plancha, el blanco de los huevos y el requesón han sido unos alimentos que muchos deportistas han elegido desde siempre en sus dietas. Al ser estos alimentos bajos en grasas, bajos en carbohidratos, y altos en proteínas, deberían ser los alimentos utilizados si queremos perder peso. El requesón en especial es algo muy versátil y que nos permite una gran cantidad de variaciones en cuestión de recetas y sabores. Siendo un tipo de queso que es bastante ligero, lo hace una parte vital en la dieta que vamos a empezar o la que tenemos en marcha.

Lo cierto es que muchas comidas pueden ser categorizadas como bajas en grasas, bajas en azúcar o altas en proteínas, pero no hay muchas que puedan ofrecer las tres cosas. El requesón puede hacerlo. Dependiendo del tipo de requesón, unos cien gramos pueden aportar 90 calorías, dos gramos de grasa, seis de carbohidratos y 12 gramos de proteínas. Aparte de esto, tiene ciertos elementos con vitamina B2, que es bueno para la salud de los ojos y la piel. También tiene componentes buenos para los huesos y la dentadura.

El requesón puede ser perfecto para la hora de la comida y simplemente para comer algo entre comidas. Las propiedades que tiene el requesón son aconsejables tanto si estás haciendo una dieta como si lo que quieres es simplemente seguir alimentación saludable. Para los que piensan en el requesón como un trozo de queso que se come al lado de una hoja de lechuga, hay que decir que están muy equivocados.

requeson propiedades

Este tipo de queso es adaptable a un gran número de preparaciones, ya sea en aperitivos, ensaladas o platos cocinados de diverso tipo. El sabor va bien con vegetales frescos o condimentos, tales como pepinos, aceitunas con diversas frutas, como la piña, melocotón o las fresas. El requesón bajo en grasa se pueden usar para sustituir cremas de queso con mucha grasas usados en postres o incluso haciendo lasaña. El requesón gratinado da un muy buen resultado con varios tipos de pasta.

Por tanto, si te gusta el queso pero te preocupa la grasa y calorías que tiene, el requesón puede ser una gran opción que nuestra salud y peso agradecerán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *